Susu Benítez, artista MUS-E de Teatro en la Comunidad Valenciana: “La Agenda 2030 es importante porque nos estamos jugando el futuro”

Susu Benítez, a la derecha, observa el desarrollo de una de sus sesiones de trabajo en el CAES Antonio Ferrandis.

 

Con seis años de experiencia a sus espaldas como artista MUS-E, Susu Benítez sabe bien que buena parte del porvenir de todos y de todas pasa por la aplicación y el trabajo de la Agenda 2030. Una realidad que también se extiende a las aulas de la Red MUS-E.

Porque nos jugamos el futuro, seguir como hasta ahora o cambiar las cosas”, asevera Susu Benítez cuando arrancamos la conversación con él en La Residencia de La Cristalera, en Miraflores de la Sierra, durante el Encuentro Internacional Agend-Arte 2030-Emocionarte’.

Le hemos preguntado por qué es tan importante la Agenda 2030 y su aplicación y cuál es su visión de la situación. “O soy tonto o soy iluso u optimista pero creo que en algunas cosas estamos a tiempo y a otras, por desgracia, nos tendremos que acostumbrar a lo que hemos hecho”, apunta alguien que desde el Teatro contribuye a que el MUS-E se afiance y sea un elemento más con el que se pueda construir y estructurar un presente y un futuro mejores.

Lo primero es que el hombre y la mujer sepan dónde están y a través del Teatro podemos conseguir que la gente tenga conciencia, al menos una sensibilidad a lo que le rodea”.

El Teatro tiene la posibilidad de darle importancia al ser humano, ponerle en el centro de manera armónica. Ponerle en armonía. Si no tienes un cuerpo armónico no te puedes comunicar con los demás, no puedes ir más allá”. Y eso es lo que busca y persigue en sus sesiones. Trabajo de concienciación a través del Arte, de estar bien con uno o una misma para después proyectar eso en el conocimiento de los y las demás.

Lo primero es que el hombre y la mujer sepan dónde están y a través del Teatro podemos conseguir que la gente tenga conciencia, al menos una sensibilidad a lo que le rodea”.

¿Y ha notado esa realidad, que pide como necesaria, en su día a día con el MUS-E? “Te puedo decir que llevo seis años con el MUS-E, trabajando casi siempre durante la mayoría de los cursos. Y veo evolución. Y sobre todo sé que es un trabajo que se si dejara de hacer se iba a notar. Si el MUS-E se va de los centros se notará, los niños y niñas lo sentirán, porque hay algo invisible que les transmitimos”.

Este artista también ha aprendido en su proceso con el MUS-E.  Porque es un proceso en el que todos y todas crecemos y avanzamos. “Te hablo de lo personal y de lo profesional, que en mi caso suele ir ligado, cuando te digo que el MUS-E me ha permitido trabajar con otra mirada. En otros contextos de trabajo  fuera del Programa, con otra gente, en otros lugares, estoy impregnado del alma del MUS-E. Me he reinventado gracias a ello”.

Susu Benítez desarrolla su labora en el  CAES Antonio Ferrandis, de Paterna , que trabaja el MUS-E con la FYME y en virtud de su acuerdo establecido con el Ministerio de Educación y Formación Profesional y con la colaboración de la Vicepresidencia y Conselleria de Igualdad y Políticas Inclusivas y del Ministerio de Derechos Sociales y Agenda 2030 a través de su convocatoria del 0,7%.

Buscador

Últimas Noticias

Próximos eventos

¡No hay eventos!

#ViolinesPorLaPaz

Anterior
Siguiente

Envía tu violín por la Paz