Capoeira en familia en el CEIP Antonio Machado de Mérida

 

En muy pocas ocasiones le violencia nos aporta algo positivo. De hecho, nunca lo hace, pero hay ciertas artes que, sin serlo, se asocian a comportamientos violentos. Tal es el caso de las artes marciales o, como hoy, la capoeira.

En ambos casos, se trata de disciplinas que busca, sobre todo, el equilibrio y la paz interior mediante el uso de nuestro cuerpo. En el caso de la capoeira, además, se incluyen elementos como la música y la danza para que seamos plenamente conscientes de nosotros mismos y nuestro entorno. Como se puede ver, es completamente lógico que se contemple como una de las artes que desarrollamos en el programa MUSE en los diferentes centros educativos, pues su concepción de arte marcial es, básicamente, un estereotipo y un prejuicio.

Precisamente el respeto a los demás, nuestra propia imagen y el equilibrio, son cuestiones que ha trabajado nuestro artista de capoeira, Ermis Malembe con los alumnos y alumnas del CEIP Antonio Machado de Mérida, incluso han tenido una sesión de formación con las familias para que entendieran lo que aporta esta disciplina al conjunto de valores que trabajamos con la metodología MUS-E. El propio Ermis nos comenta la experiencia en este curso:

 

Hemos conseguido trabajar en grupo respetando las normas y equilibrándolo con el necesario respeto también la libertad de expresión de cada individuo.

Han adquirido una mejor comunicación grupal y hemos Introducido algunas canciones en portugués, dada la cercanía con este país y el origen de algunas familias del centro.

 

El programa es posible gracias a la colaboración de la Consejería de Educación, Ciencia y Formación Profesional de la Junta de Extremadura, la Consejería de Salud y Servicios Sociales de la Junta de Extremadura y el Ministerio de Derechos Sociales, Consumo y Agenda 2030 a través de su convocatoria de Subvenciones 0,7%

Buscador

Últimas Noticias

Próximos eventos

¡No hay eventos!

#ViolinesPorLaPaz

Diapositiva anterior
Diapositiva siguiente

Envía tu violín por la Paz